LÍNEA DEL TIEMPO DE MIGUE BENÍTEZ (1983-2004)
17 AÑOS
Verano de 2000


Migue se ha integrado por completo en el ambiente musical de Jerez. Por fin ha encontrado a gente con la que intercambiase discos y compartir su aprecio a ‘Las Grecas’, ‘Los Beatles’, ‘Los Chichos’, ‘Pata Negra’, ‘Triana’, ‘Ray Heredia’, ‘Manzanita’...

 

Ensaya con varios grupos en el barrio de Santiago y hace amistad con la mayoría de los músicos. A su colaboración intermitente como guitarrista y vocalista en el grupo Palocortao, se suma su entrada para hacer coros en algunos conciertos con Enkay, el grupo de Marcelino Fernández que ha grabado su primer disco bajo el manto de Senador, una compañía discográfica en auge gracias al éxito de otro de sus artistas: El Barrio.

 

Migue y Canijo son dos esponjas por entonces y empiezan a tomarle el pulso cada vez mejor a eso de escribir canciones y de actuar en directo: Aprenden a escucharse por monitores dentro del escenario, a organizar sus viajes, a negociar su caché, a reclamarlo después del concierto, e incluso a presionar a algún que otro dueño del local que titubea a la hora de pagarles.

 

Son actuaciones típicas de verano. Al aire libre y en escenarios más grandes: En Las Cabezas de San Juan (Sevilla) o en Nueva Jarilla (Cádiz). Este último concierto sucede un sábado 26 de agosto, dentro del marco del Festival Cigüeña Rock. Los Delinqüentes cierran el cartel a petición propia, porque es día de doblete.

 

Palocortao, la banda de Diego Pozo y David de la Chica, con Migue como guitarrista, han tocado pocas horas antes en San José del Valle (Cádiz).

 

 


Martes 19 septiembre de 2000


Los Delinqüentes dan un concierto muy especial. El lugar es la desaparecida cárcel de Jerez, en el barrio de la Asunción, en el I Concurso Penitenciario de Cante Flamenco. Además de sus composiciones propias, le regalan a los presos canciones como el ‘Quiero ser Libre’ de Los Chichos y se derrama alguna que otra lágrima.

 

Pocos días después, vuelven a tocar en Las Cabezas de San Juan (Sevilla), pero esta vez en las fiestas del pueblo. La caseta municipal se llena y vibra cuando interpretan ‘La Cachimba’, también de Los Chichos.

 

Sobra decir que Migue, desde que ha descubierto a la banda de Jeros, no para de torturar a los demás con sus casettes allá por donde va.



Octubre de 2000


Cansados de esperar respuesta firme de las discográficas, pero a la vez animados por las buenas críticas que está recibiendo la maqueta; el productor Josema García Pelayo, Migue, Canijo, Diego y Teto emprenden su primer viaje juntos a Madrid.

 

La idea es actuar ante ojeadores (A&R) de las distintas compañías discográficas en un par de conciertos promovidos por el contacto y socio de Pelayo en Madrid, Álvaro Stuyck, de la editorial BMG-Ariola.

 

Los Delinqüentes se presentan en dos garitos míticos: La Boca del Lobo y El Rincón del Arte Nuevo.

 

En este último, un 18 de octubre de 2000, después de la actuación, conocen a Santiago Secades, un joven artista audio-visual de Madrid que se acaba de quedar prendado de la música y la fuerza del grupo.

 

Después del concierto, Santi entabla conversación con ellos. Les pregunta qué van a hacer en esos días por Madrid y se ofrece para retratar la experiencia.



Martes 19 de octubre de 2000


A la siguiente mañana, Migue, Canijo, Diego y Teto, después de abandonar sus habitaciones de un hostal de la capital de los peatones, actúan en el Parque del Retiro y sacan algunas monedas para comprar bocadillos.

 

Entre las propinas recogidas también hay una generosa aportación de un ricachón jerezano que acaba de verlos y que se decide a contratar a Los Delinqüentes para que toquen en una fiesta privada para la semana próxima en su chalet de Somosaguas.

 

Santi Secades hace unas magníficas fotos aquella mañana de octubre y se despide de ellos hasta la semana próxima.



Viernes 27 de octubre de 2000



Los Delinqüentes Migue y Canijo, esta vez también acompañados por Dani Quiñones al bajo, además de Diego, Teto y Pelayo, regresan a Madrid para actuar en la fiesta del chalet en Somosaguas.

 

Para que el nuevo viaje sea mucho más provechoso, Santi Secades ha organizado otro bolo más con el objetivo de que los ojeadores de las discográficas puedan seguir viendo al grupo en directo.

 

El último concierto de este periplo madrileño es en el salón de actos del Colegio Mayor Universitario Juan Luís Vives (Madrid). Santi se ha preocupado de pegar carteles y cobrar las entradas.

 

Santiago Secades: “Me sentí muy orgulloso cuando ví cómo reaccionaba el numeroso público que vino a descubrir a Los Delinqüentes. Llamé a muchos colegas, eso es verdad, pero también había mucha gente desconocida que incluso se levantó de sus asientos para animarles y bailar. El grupo dio el concierto de pie, y creo que ese punto flamenco-rock y rumbero tan particular, con el cajón a 1.000 por hora, y las guitarras españolas tan cañeras, sorprendió a todos”.

 

De vuelta a Jerez, el teléfono móvil no para de sonar. Varias compañías discográficas multinacionales están contra-ofertando por fichar al grupo.

 

En los días anteriores, Los Delinqüentes y sus músicos, acompañados por Josema García Pelayo, también han sacado tiempo para reunirse y tocar ante la gente de Sony Music Spain y BMG, si bien la campanada la dieron en las oficinas de Virgin Records Spain, en los sótanos de la calle Hortaleza.

 

Hasta allí se fueron para tocar en directo en el despacho del único A&R que no había ido a los conciertos, Javier Liñán. Y finalmente se decidieron por la oferta que Virgin puso sobre la mesa.

 

Diego Pozo: “Lo que más nos sorprendió de ellos es que eran gente a los que les gustaba la música, y no eran tan pijos como en la Sony, que casi nos miraron como si fuésemos unos mierdas si los niños no firmaban con ellos”.

 

Marcos 'El Canijo': “En la Sony de aquí nada más que hay que ver cómo son las portadas de los discos de sus artistas. Fotos de estudio muy maqueadas. A mí no me gustó nada que los posters más grandes en sus oficinas fueran para Julio Iglesias y Mariah Carey. Eran muy fríos y no nos dejaron beber ni fumar, todo lo contrario a lo que nos ocurrió cuando fuimos a la Virgin”.

 

Migue Benítez: “Los de la Virgin nos dejaban hacer el disco a nuestro gusto, eran más garrapateros”. [Enero de 2000]



Lunes 20 de noviembre de 2000


Miguel Ángel Benítez Gómez y Marcos Diego del Ojo Barroso, bajo el nombre artístico de Los Delinqüentes, estampan sus firmas como artistas intérpretes en un contrato fonográfico con la discográfica Virgin Records, dirigida entonces por Lydia Fernández.

 

La duración será de tres discos de estudio ampliables a cinco si entre los tres primeros se venden 50.000 copias, cosa que ocurre de largo con el disco de debut.

 

Sebastián Benítez, el padre de Migue, también acude a la firma en los despachos del número 104 de la calle Hortaleza para firmar junto a su hijo, puesto que Migue es aún menor de edad.

 

Entre los artistas de Virgin, que en 24 meses será completamente absorbida por otra disquera británica (EMI) se encuentran: The Rolling Stones, Lenny Kravitz, King Crimson, Smashing Pumpkins, Mike Oldfield, Jarabe de Palo, Amaral, Jorge Drexler, Manu Chao, José Mercé, Estrella Morente, Iggy Pop…


 

Diciembre de 2000

 

 

Un día antes de que comiencen las grabaciones de su primer disco, Migue y Canijo, acompañados por Diego y Teto, anuncian en el programa Clack! (Onda Jerez TV) la puesta en marcha de las sesiones de ‘El Sentimiento Garrapatero que Nos Traen Las Flores’.

 

En el espacio presentado por Rober Pazos, Los Delinqüentes interpretan ‘Fumata del Ladrillo’, de la maqueta grabada meses antes en La Bodega.




Miércoles 27 diciembre de 2000


Santiago Secades decide no perderse las grabaciones de la ‘opera prima’ de Los Delinqüentes y se baja a Jerez a pasar unos días, conocer la ciudad y seguir impregnándose de la magia garrapatera.

 

En un descanso del estudio de grabación por el que están pasando algunos de los mejores músicos de Jerez y muchos amigos del grupo, Santi se va con Migue, Canijo y la Salchicha (la moto roja de Migue) hasta la barriada San José Obrero y luego recorren el centro histórico de la ciudad: La Judería, el Alcázar, la Alameda Vieja...

 

El objetivo de la cámara fotográfica de Santi captura la pasión, la ilusión y el desparpajo de dos jóvenes a las puertas del lanzamiento de un disco que marcará a generaciones y que incluirá canciones que se convertirán en clásicos de la música del país y de fuera de nuestras fronteras: ‘El aire de la calle’, ‘A la luz del lorenzo’, ‘Nube de pegatina’, …

 

Viernes 29 diciembre de 2000




Continúa la sesión fotos en el estudio La Bodega.

 

En una de esas, Santiago hace uso del autodisparador y retrata a todos los presentes (de izquierda a derecha): Diego Pozo, Marcos ‘El Canijo’, Migue Benítez, Santi Secades, Juan Manuel Narbona ‘Juancho’ y José Amosa.

 

 

7 Febrero 2001

Con las grabaciones de ‘El Sentimiento Garrapatero’ tocando a su fin, Los Delinqüentes se desplazan hasta Barcelona para asistir a la presentación del tercer disco de Jarabe de Palo, ‘De vuelta y vuelta’.

 

El proyecto de Pau Dones es la perita dulce de Virgin Records España tras las superventas de sus dos primeros discos: ‘La Flaca’ (1996) y ‘Depende’ (1998). La fiesta, por todo lo alto y a todo lujo, se celebra en La Paloma, en la calle Tigre.

 

Las compañías de discos disfrutan los últimos coletazos de la edad dorada del CD mientras conviven con el ‘Top Manta’ y las ‘tostadoras’ caseras de discos compactos. Napster ayuda a poner de moda el formato Mp3 y las redes P2P ‘Peer to Peer’ (Emule, Bittorrent, Soul Seek…) acechan detrás de la esquina.

 

 

17 febrero de 2001


Ajenos a la crisis que se avecina en el mercado discográfico y en un desborde de buenas vibraciones, Migue y Canijo se juntan otra vez con Santi Secades, pero esta vez en el piso de Diego Pozo en la calle Empedrá, en pleno barrio de San Miguel.

 

En la terraza, en blanco y negro, protagonizan otra histórica sesión de fotos que dará incluso para portadas y cartelería oficial en un futuro.

 

El guitarrista Diego Pozo, que hasta ahora estaba al frente de la Banda del Ratón y haciendo arreglos y la coproducción de las canciones de Migue y Canijo, se incorporará como tercer delinqüente en unas semanas, justo a tiempo cuando lleguen hasta Jerez los fotógrafos de la discográfica para trabajar la portada de ‘El Sentimiento Garrapatero…’, si bien su incorporación oficial no la firmará con Virgin hasta Julio del 2001, con el primer disco ya publicado.

 

 

31 marzo 2001


O’Funk’Illo actúa en Sala Central Lechera de Cádiz y Migue, con sus colegas de Los Delinqüentes y con su hermano Manu, se va hasta allí para ver en concierto a Pepe Bao, Andreas y los suyos.

 

En poco tiempo estará de gira con Los Delinqüentes y llegará a compartir cartel y salidas nocturnas con la mejor banda de funky andaluz ‘embrutesio’ de la historia.

 


Lunes 14 mayo 2001


Se publica ‘El Sentimiento Garrapatero que nos traen las flores’. El primer disco de Los Delinqüentes contiene 15 canciones y sorprende a público y crítica especializada por su desparpajo y su estilo propio.

 

Después de una década dominada por las propuestas cantadas en inglés, los textos apáticos y la actitud de desencanto; la rica fusión musical sumada a los textos poéticos, surrealistas y cargados de “jerga andaluza y sobreentendidos” de Migue y Canijo, sorprenden a propios y extraños.

 

Viernes 18 mayo 2001


Los Delinqüentes actúan montados en una camioneta atómica en la puerta de entrada al festival de música Festimad 2001, que se celebra por entonces en el Parque del Soto de Móstoles (Madrid).

 

Migue, Canijo, Diego, Dani, Teto, Morilla y Faé desembarcan acompañados por el productor Josema García Pelayo, Manu Benítez (que se escapa ese fin de semana del periódico local en el que trabaja, para hacer labores de road manager) y Bea, una ‘freelance’ de Virgin.




Unos duermen en una tienda de camping junto al público asistente, otros se apañan en la furgoneta, y durante el día, entre pase y pase a las puertas del Festimad, se escurren por las zonas verdes para ser entrevistados por Jesús Ordovás en el camión de Radio3 o montar ‘jam sessions’ improvisadas a las que se suman chicos y chicas llegados desde los más diversos lugares, que terminan cantando con Los Delinqüentes y La Banda del Ratón sellados con la pegatina del grupo en la solapa.

 

Algunos de los grupos que actuaron en los escenarios grandes de aquel Festimad fueron Muse, Guano Apes, Slipknot, Los Enemigos y Orishas.

 

Miércoles 30 mayo 2001

 

 

Los Delinqüentes presentan su primer disco en concierto en Madrid. Lo hacen en la desaparecida Sala Suristán.

 

Diego A. Manrique comienza su crónica para El País comentando que “es una de esas cegadoras sorpresas que nos vienen del sur cada pocos años: músicas libérrimas que definen su propio territorio sin fijarse en modas o tendencias”.

 

Por esas mismas fechas, Migue, Canijo, Diego y La Banda del Ratón graban los programas en directo ‘A Solas’, para Sol Música; y ‘Los Conciertos de Radio 3’, que será emitido por radio y en la 2 de TVE.

 

 

Junio 2001


Más conciertos y actos promocionales para dar a conocer el repertorio recién publicado.

 

A principios del mes de junio, Los Delinqüentes se van hasta Sevilla para actuar en el Festival Territorios, en el Monasterio de San Jerónimo (2 de junio).

 

En la misma localidad, a mediados de mes, presentarán el cartel del Festival Internacional Espárrago 2001, que se celebrará en Jerez y contará con ellos como promesas de la música local y nacional junto a artistas de la talla de Neil Young, Beck, Aterciopelados, O’Funk’Illo y Placebo.

 

‘El aire de la calle’, el primer single, está recibiendo una acogida estupenda y empieza a sonar en Cadena 100, Fórmula Uno de Canal Sur Radio (hoy Canal Fiesta), Cadena Dial…

 

Y el viernes 8 y el sábado 9 de junio, Migue Canijo y Diego se hacen un tour local y provincial con entrevistas y reportajes para la Cadena Ser, Onda Cero, ABC, Jerez Información, Diario de Jerez… en el que dejan perlas como las siguientes:

 

“En nuestra música hay algo de Kiko Veneno, bastante de Pata Negra, pero también recogemos de Manu Chao y Frank Zappa, Jimi Hendrix y Los Ramones”.

 

“Incluso hay un tema nuestro en el que se nota la influencia de Los Chichos, ‘Nube de pagatina’, otra canción que puede recordar a Dylan, ‘Uno más’, o ‘La caja de mi mollera’ que bebe de los Beatles, con violines y todo”.

 

“El nuestro es un disco mañanero, para ponerte las pilas, con funky, bulerías, rock… Es como si fueras corriendo a todas horas del día, hasta la noche, porque al final incluso hay un tema de fiesta que puede recordar a Prodigy”.

 

“Nuestra música es distinta, con mucha frescura y mucha calle, y hemos tenido a la hora de grabar total libertad”.

 

“No hacemos flamenco, pero se nota que somos de aquí”.

 

 





www.comoapretarlosdientes.com
© Ediciones MATAJARE 2009. Todos los derechos reservados.
AVISO LEGAL| QUIENES SOMOS | CONTACTO | LISTA DE CORREO